Diseño sin título (2) copy.PNG

El Programa CIMA de Empleo con Apoyo nació en el año 2006 y persigue como principal objetivo impulsar el empleo con apoyo para las personas con discapacidad dispuestas a desarrollar un trabajo.

 

A lo largo de estos años hemos logrado incluir laboralmente a muchos jóvenes con discapacidad en el entorno laboral normalizado.

 

Con la intención de poder ofrecer una respuesta en cada una de las etapas de la vida de las personas con síndrome de Down y otras discapacidades intelectuales, el Programa CIMA  de Empleo con Apoyo dota de las herramientas necesarias a los jóvenes que aspiran ingresar a un puesto de trabajo para facilitar su incorporación con garantía de éxito 


La sociedad moderna exige una mayor conciencia social en sus operaciones. La solidaridad y el empeño por la igualdad de oportunidades son excelentes cartas de presentación en el mundo empresarial actual; de allí que es un buen momento para hacer una reflexión sobre la importancia en la vida adulta de las personas con discapacidad como fuente de equilibrio y calidad de vida. 

Calidad de vida significa también tener un buen proyecto de futuro, no se puede tener un proyecto de futuro sin un trabajo estable y remunerado.

La mayor parte de las personas con discapacidad, intelectual, motora ó sensorial son hoy capaces de trabajar si se les prepara adecuadamente, si adaptamos los puestos de trabajo a sus necesidades reales y si les damos la oportunidad de hacerlo. Las experiencias en este campo demuestran que el trabajo transforma la vida, enriquece su experiencia personal y aporta mayor seguridad y autonomía.

Nuestro programa incluye  asesoramiento familiar, búsqueda de bolsa empresarial, preparación del trabajador dentro de la empresa, seguimiento del trabajador y asesoramiento empresarial.