Encabezado 1

Desde 2006, 161 países de todo el mundo se han suscrito a la Convención de las Naciones Unidas sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad y están adoptando los criterios enumerados en el Artículo 24 (Educación) que reconoce el 'derecho de las personas con discapacidad a la educación' y a ' garantizar un sistema educativo inclusivo en todos los niveles y un aprendizaje permanente '.

Con tales cambios en la ley de educación, gradualmente se está volviendo más común que los niños con síndrome de Down en todo el mundo asistan a grupos de juego comunitarios y guarderías, escuelas locales convencionales y se unan a actividades sociales con hermanos y amigos. Además, más adultos jóvenes con síndrome de Down están obteniendo calificaciones y experiencias y, por lo tanto, tienen éxito en una amplia variedad de trabajos ordinarios.

La gran mayoría de los niños con síndrome de Down se beneficiarán de la colocación en una escuela convencional local, recibiendo su educación junto con compañeros  de su misma edad.

 

Las investigaciones indican que a los niños con síndrome de Down ubicados en la escuela regular les va al menos tan bien, si no mejor, que a los niños con habilidades similares en escuelas especiales.

 

Las oportunidades regulares para aprender, interactuar y jugar junto con compañeros sin discapacidad les dan a los niños con síndrome de Down los modelos a seguir que necesitarán para alentarlos a desarrollar un comportamiento apropiado para su edad y mantener relaciones.

 

El ingreso en una escuela dentro de su comunidad también brindará la oportunidad de hacer amigos con niños que verán fuera de la escuela.

Si bien se pueden requerir apoyos externos para facilitar el aprendizaje, la inclusión exitosa promueve la independencia.

 

Aunque las demandas del plan de estudios pueden aumentar a medida que el niño crece, deben poder progresivamente ser más capaces de funcionar como miembros ordinarios de la comunidad escolar, con ayuda o apoyo cuando sea necesario.

La educación inclusiva beneficia no solo al niño con síndrome de Down, sino que también conduce a una mayor comprensión y menos prejuicios en la comunidad  y, en última instancia, en la sociedad en general.

 

Los niños en escuelas inclusivas aprenden a ser más tolerantes y pacientes y a apoyarse mutuamente. También aprenden a valorar la diversidad y a apreciar que todos tienen algo que aportar a la vida de la escuela.

      AVESID

Asociación Venezolana para el Síndrome de Down

Email: avesid@gmail.com

Phone: +58 212 2835887

              +58 212 2839087

              +58 412 2612881

RIF: RIF: J-30079554-3

                 Venezuela

Recibir Notificaciones

Quick Links

Nosotros

Servicios

Sindrome de Down

Salud

únete

Contacto

© 2020  by AVESID, Proudly created with Wix.comTerms of Use  |   Privacy Policy