El uso de una terminología adecuada al referirse a las personas con síndrome  de Down significa que usted posee un buen nivel de conocimiento del tema del que habla y un adecuado grado de de aceptación, tolerancia y evolución social hacia la diversidad.

 

A continuación damos una serie de recomendaciones relacionadas al trato hacia las  personas con discapacidad, para conseguir una comunicación acertiva y positiva que permita contribuir a mejorar la imagen de la discapacidad. 

 

1. Cuando se refiera a la discapacidad de una persona, se debe poner el énfasis en la persona y no en el uso de etiqueta genéricas. Es mejor decir persona con síndrome de Down“, "persona con autismo”, “personas sordas” o más genérico “persona con discapacidad” mejor que "el Down" "el niño Down" " los Down" “el autista”, “los sordos” o “el discapacitado”.

 

2. Usar el término "la discapacidad" es el adecuado en lugar de  "la deficiencia" para referirse a la discapacidad de una persona. Es mejor emplear "accesible" para describir las “deficiencias”, como en el caso de “un aparcamiento estacionamiento para personas discapacitadas” en lugar de  “un estacionamiento poco accesible”.

 

3. ¡No confunda los sustantivos con adjetivos! Por ejemplo: "el discapacitado, el minusválido, el ciego, los epilépticos, un tetrapléjico", etc. Los términos descriptivos deben ser usados como adjetivos, no como sustantivos. ¿Lo correcto? : "Persona CON".

 

4. Evitar las descripciones negativas o sensacionalistas de la discapacidad de una persona: "sufre de", "una víctima de", o "afligido con", o referirse a personas con discapacidad como "pacientes", a no ser que lo haga porque estén recibiendo tratamiento médico.

 

5. No retratar a las personas con discapacidad, que han tenido éxito social o profesional, como superhéroes o especiales, esto distorsiona la verdad e implica que es insólito tener talento o habilidades por parte de este colectivo. Lo razonable es mostrar a las personas con discapacidad que tienen éxito y a las que no lo tienen, pero que luchan todos los días por llevar una vida lo más normalizada posible y, centrarse en la persona y no en la discapacidad. No se es "especial" por tener sindrome de Down u otra discapacidad. 

 

6. No usar el término "normal" para describir a las personas sin discapacidad o para comparar, es mejor decir "personas sin discapacidad".  

 

7. No decir "condenado a una silla de ruedas" o "limitado a una silla de ruedas”, las personas que usan instrumentos o equipos para la movilidad, gracias a estos, tienen la libertad y la accesibilidad que de otro modo les es negada.

8. No usar verbos o términos negativos, al presuponer que sufre o experimenta una disminución en su calidad de vida, como “sufre esquizofrenia”, “padece sordera”, “afectado por polio”, “víctima de”, es mejor utilizar el verbo “tener” que es menos negativo, “tiene una distrofia muscular”.

9. Uso de eufemismos como “personas diferentes”, “con problemas físicos”, “físicamente limitados”, “invidentes”, y diminutivos como “sillita” o “carrito” para referirse a la silla de ruedas. Lo correcto sería hablar de “personas con discapacidad física o con problemas de movilidad” o “personas ciegas”, de “silla de ruedas” o de “andadera”.

.Lo más importante que hay que saber a la hora de referirnos a las personas con discapacidad es que son personas, y por tanto, son muy distintas entre sí, incluso en lo que se refiere a su actitud sobre su discapacidad. Para la mayoría de personas con discapacidad, lo importante es que se muestre respeto por la persona, y se vea más allá de la discapacidad.

 

Cuando las personas tengan que escribir en medios de comunicación o dirigirse a un público específico, han de informarse e investigar un poco, para evitar posibles palabras ofensivas, asegurándose que la terminología que está usando es aceptada. Es necesario ver y sentir que las personas con discapacidad, son ciudadanos de una sociedad diversa, las limitaciones que tienen y se encuentran, proceden de barreras de la propia sociedad, y no de su deficiencia.

 

Puede que los términos ofensivos usados no sean intencionados, como consecuencia de una falta de comprensión, por prejuicios o por no estar informado, es por ello, que es recomendable la formación en materia de igualdad de trato a las personas con discapacidad, que tenga en cuenta la necesidad de usar apropiadamente términos referidos a la discapacidad y la diversidad.

Asociación Venezolana para el Síndrome de Down      AVESID

Email: avesid@gmail.com

Phone: +58 212 2835887 / 9087

RIF: J-30079554-3

© 2023 by Woman PWR. Proudly created with Wix.comTerms of Use  |   Privacy Policy